Compartir

Alicia Moreno hace historia en su comisión al ser la primera representante de Doctor Álvaro López-San Juan de Dios que logra llevar a su falla a la cúspide del mundo fallero. Con Alicia recuperamos el perfil de mujer madura, serena y disciplinada, tal y como lo hizo Sandra Muñoz al resultar elegida Fallera Mayor de Valencia 2012.

Alicia es una fallera polivalente que ha entregado su vida a su comisión como Delegada de Infantiles, de Playback Infantil, de Llibret, de Presentación… Fue Fallera Mayor Infantil en 1997 y con las cenizas de la cremà todavía calientes ya soñaba con ser Fallera Mayor, pero tuvo que esperar a que le llegara el turno ya que en su falla el cargo se ostenta en función de la antigüedad.

A punto de recibir el “Bunyol de Brillants” empieza a vivir el sueño de ser Fallera Mayor de Valencia con el objetivo de “servir bien a Valencia y a los valencianos”.

Con una apretada agenda fallera, apenas dispone de tiempo libre para dedicarse a lo que más le gusta. Vive un año dedicada en cuerpo y alma a su cargo, saboreando el momento y recibiendo todo el calor y cariño de los falleros y de los valencianos.

¿Qué hace Alicia cuando consigue sacar un par de horas libres?
Mi vida ahora es 100% fallera. He tenido que dejar mi agenda personal a un lado. Este año es más complicado poder llegar a todo porque me debo a Valencia y a los valencianos. Aunque suene a tópico, si tuviera tiempo libre me gustaría estar en la falla. Este es mi espacio, donde está la gente que aprecio y donde me siento muy a gusto.

Como vecina de La Malvarrosa aportas la esencia marinera a la fiesta fallera. ¿Qué cualidades crees que aportas al grupo?
Experiencia, empatía, conecto mucho con la gente y me preocupo de que todo esté bien.

¿Qué es lo que más te gusta de las Fallas?
Que son un conjunto único de arte, música, pirotecnia, historia, tradición, indumentaria… Una fiesta que me ha enamorado y de la que me siento profundamente orgullosa. Me gustan todos y cada uno de los componentes de las Fallas, aunque mi parte favorita es la indumentaria.

¿Quiénes son tus indumentaristas favoritos?
Me quedo con mis modistas de toda la vida, Rosa y Consuelo; aunque también he de decir que este año estoy teniendo la oportunidad de conocer a grandes profesionales del sector. De los indumenaristas que me han ido vistiendo hasta ahora he podido aprender detalles que desconocía y me han aportado mucho la verdad. Todos tienen su truco y esencia.

¿Cómo es el armario de Alicia?
Amplio, pero se ampliará más porque aún quedan algunos por estrenar.

De los trajes que has llevado hasta ahora, ¿con cuál te quedarías?
Todos son súper especiales porque cada uno tiene algo: el que me regaló mi comisión, primero por donde procede y luego porque tuve la oportunidad de elegir absolutamente todo; obviamente mi espolín, una verdadera joya; y el resto de trajes que he estrenado en ocasiones especiales como la ianuguración de la Exposición del Ninot.

¿Qué cambiarías de las Fallas?
Me gustan tal cual son, pero le daría más proyección nacional e internacional, impulsando los barcos o trenes que traían turismo fallero.

¿Eres más fallera o festera?
Fallera. Me puedo perder una verbena, pero no un pasacalle porque me gusta ataviarme con el traje de valenciana todos los días de Fallas.

“Dedicarle un año a Valencia supone un orgullo y un privilegio”

¿Cambiarías el sistema de elección de Fallera Mayor de Valencia?
Es cierto que el proceso se hace un poco largo y que las candidatas están con los nervios a flor de piel. Cuando lo vives desde fuera, piensas que lo mejor es que días después de la Fonteta se haga la llamada; pero ahora, creo que añadiendo un par de miembros al mismo jurado, para que aportaran aire fresco, podrían decidir el nombre de la candidata en dos semanas. Habría que estudiar fórmulas nuevas pero siempre manteniendo la esencia fallera.

¿Sueño cumplido?
He logrado cumplir el sueño de representar a mi comisión como Fallera Mayor. Lo que no me esperaba es que llegaría a ser Fallera Mayor de Valencia. Un nombramiento que ha supuesto la culminación a mi amor por las Fallas.

De lo que llevas vivido hasta ahora, ¿qué momentos han sido más especiales?
Todos. Es difícil quedarme con uno porque cada uno es especial y tiene su magia. Todos los he vivido con mucha intensidad, desde la llamada por el nerviosismo y la sorpresa, hasta la exaltación por lo solemne del acto y por recibir la banda, pasando por la subida por las escalinatas del Ayuntamiento de Valencia el día de la proclamación y por cada momento vivido junto a una comisión o Junta Local.

¿Qué actos esperas con más ilusión?
Después de vivir mi exaltación como Fallera Mayor de Valencia 2016, la Crida y por supuesto la Ofrenda de Flores. También espero disfrutar al máximo de la fiesta fallera porque siempre lo hecho como fallera de mi comisión y este año tengo el privilegio de vivirlo como máximo exponente al ser la Fallera Mayor de Valencia.

¿Sabías el color del espolín antes de visitar la fábrica de tejidos Vives y Marí?
Tenía claro los colores que no quería, pero iba con la mente abierta. Hice descartes, me quedé con tres en la mano y elegí uno.

¿En quién te estás apoyando todos estos meses?
En todos los que me rodean cada momento. También depende de las circunstancias, por ejemplo en casa cuento con el apoyo de mis padres, mi hermana y mi cuñado, para mí son muy importantes. Y cómo no, en mi Corte de Honor, son 12 chicas maravillosas y no las cambio por ninguna, son increíbles, siempre están cuando las necesitas y cada una tiene algo que la hace diferente.
Todos están ahí ayudando mucho. Y por supuesto de Sofía, mi Fallera Mayor Infantil, hemos forjado una gran amistad ya que compartimos muchas confidencias.

¿Cómo llevas el discurso de la Crida?
Lo llevo (risas). Bueno… Aprovecho el tiempo libre para ir dándole forma.

En algunos foros se ha comentado la posibilidad de reducir mascletàs en Fallas, ¿tú lo harías?
No, las mascletàs son del 1 al 19 de marzo, más la previa de calentamiento que se dispara el día de la Crida, así que no tendría sentido hacer la Crida en febrero si no hay actos programados hasta la semana fallera.

Llegaste en un año de cambio, ¿crees que el interés general de la fiesta debe estar por encima de interés políticos particulares de algunos?
El sistema que hay actualmente está vinculado a la política, pero mi opinión personal es que las Fallas son Fallas y la política es política. Lo que no hay que hacer es política de las Fallas, lo que realmente nos interesa a los valencianos y a los falleros es que nuestra fiesta sea declara Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, porque nuestra fiesta sigue creciendo y evolucionado, siempre con respeto a la esencia y lo tradicional. Esto es lo que debería de importarnos porque las fallas son tradición.

¿Cómo es Pere Fuset en las distancias cortas?
Es muy próximo, encantador, muy divertido… Pienso que está trabajando duro.

¿Qué te ha parecido la Exposición del Ninot 2016?
¡Espectacular! Tuve la oportunidad de dar una vuelta completa por todo el itinerario de la Exposición, pero tengo ganas de ir tranquilamente, con más tiempo, y poder disfrutar viendo todos los ninots de todas las secciones.

¿Tienes ganas de ver la plantà de tu falla?
Mucho la verdad. Espero verla ensamblada ya en la plaza, he estado varias veces con Manolo García en el taller y he visto cómo ha ido tomando forma el trabajo la falla municipal… Tengo muchas ganas de verla acabada.

¿A quién te gustaría conocer en el balcón?
A los Reyes de España.

¿Una canción que te gustaría escuchar en el balcón?
“Valencia es Fallas” de Vicente Ramírez. Es mítica.

¿Sabes que se está ultimando una versión más rockera?
Bueno, la escucharemos. Todas las cosas que se hacen con ilusión salen bien.

¿Te imaginas al alcalde con corbata en algún evento?
No, pero seguro que le quedaría muy bien.

Cuando visitas los pueblos, ¿cómo es ese cariño?
Es un cariño diferente porque en Valencia las comisiones están más acostumbradas a recibir la visita de la Fallera Mayor de Valencia en diferentes actos como Semanas Culturales, Exposición de Bocetos, Exaltaciones… En los pueblos no, por eso, cuando les haces una visita se vuelcan contigo y se muestran especialmente cariñosos. Me gustaría disponer de más tiempo para poder compartir la experiencia con las fallas de las diferentes localidades pero es muy difícil llegar a todos los sitios.

En estos meses, ¿has crecido como persona?
¡Muchísimo! Esto es un máster personal increíble y aprendo de cada acto vivido y de todas las personas que he tenido el placer de conocer.

En cuanto a tus predecesoras en el cargo, ¿tienes algún referente fallero?
Sí, me gustó mucho la serenidad y elegancia de Sandra Muñoz FMV 2012. También destacaría la figura de Esther Pascual, componente de la Corte de Honor de la FMV 2014 Carmen Sancho.

“A las Fallas les daría proyección internacional para atraer más turismo”

¿Cuál sería el broche de oro a tu reinado?
Me encantaría que la UNESCO reconociera a las Fallas como “Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad” logrando así que nuestra fiesta tuviera mayor proyección y reconocimiento a nivel mundial. Creo que es un reconocimiento que aúna muchos factores de la sociedad del pueblo valenciano y ese reconocimiento es bien merecido con toda la historia que tienen las Fallas, y a nivel económico creo que sería un reporte beneficioso para la ciudad.

¿Un sueño para el futuro?
Soy una apasionada de la indumentaria tradicional valenciana y me gustaría abrir una tienda de indumentaria con mi hermana Lara. Ya tengo pensado el nombre e incluso he hecho números. Me encantaría ponerla en mi barrio.

Un mensaje para finalizar…
Que los falleros sigan trabajando por su comisiones porque gracias a ellos se hacen las Fallas y son ellos las que las hacen grandes. Los falleros somos el verdadero motor de esta gran fiesta. Espero que haga buen tiempo y que reine el buen ambiente. ¡Felices Fallas!