Compartir

“Por segundo año Ribó decide no inaugurar Expojove en su 37 edición, como ya lo hizo los últimos dos años en la tradicional Batalla de Flores, pero en cambio estamos seguros que si estará recibiendo el domingo 13 de enero a las Reinas Magas en el Balcón del Ayuntamiento”.

“A la reducción de más de 6.000 m2 en el total de la ocupación de los pabellones, hay que añadir la frialdad de unas actividades que no atraen ni ilusionan a los niños, con unos stands vacíos, unos pasillos que por primera vez son amplísimos y donde es mayor el número de zonas de descanso y puestos de comidas preparadas , dulces y golosinas que las propias actividades, que deberían ser como siempre, de diversión y entretenimiento, culturales y educativas”.

“La desorganización se ha podido comprobar entre los mismos stands de las concejalías del Ayuntamiento, cuando siempre se había conseguido trasladar una imagen institucional consolidada y hemos observado como stands muy queridos por los niños como el de la Policia Local se separan y trasladan a la Feria de Atracciones, como con el de Mercados. Del mismo modo el stand del ejército es apartado de los centrales y también ha sido desplazados por la organización al pabellón de la Feria de atracciones”.

“Tampoco se ha conseguido trasladar, si es que se ha realizado, por parte del Ayuntamiento a las empresas privadas ningún tipo de atracción o ilusión por participar en esta edición ya que la participación ha sido casi nula, y las únicas empresas que han asistido ofertan su actividad y productos cobrando entre 3 y 15 euros”.

“En relación al stand de Junta Central Fallera, nos ha parecido de una absoluta falta de respeto a un colectivo formado por más de cien mil falleros y que no se ven representados en un stand gris, apático y que para nada consigue convencer a los niños de la popular frase de la Fallera Mayor Infantil de 2018 que la ‘mejor extraescolar son las Fallas’, más bien es un stand que se ha colocado para cubrir expediente y espacio”.

“En este primer día de Expojove, sólo hemos podido comprobar la nula ambición e interés del Ayuntamiento por una Feria histórica, que siempre ha organizado el Ayuntamiento en estas fechas, donde niños y jóvenes disfrutan de sus vacaciones y asistían a la misma donde se divertían aprendiendo y jugando. Es entendible que no estén contentos padres ni niños, ya que ahora pagan lo mismo por una entrada y reciben menos que en otras ediciones”.

“Desde este Grupo Municipal Popular estamos ultimando tanto el presupuesto total desorbitado que ha supuesto esta edición que para nada se reflejan en los resultados hoy comprobados, como el número de contratos menores firmados. Además hemos comprobado hoy mismo como un gran número de contratos aún no se han firmado, estando ya comenzada la feria, así como la imposibilidad que el pasado viernes 21, se adjudicaran unos concursos públicos para Expojove y que hoy 26, con unos días festivos de por medio, se haya inaugurado la feria. Una vez más las irregularidades no cesan en el Ayuntamiento del ausente Ribó”.