Compartir

Junta Central Fallera ha tenido una primera toma de contacto con las 72 candidatas adultas y las 72 candidatas infantiles con el fin de aclarar dudas y explicar a las futuras representantes de las Fallas 2017 los “derechos y deberes” a los que deben atenerse.

Este año JCF permitirá que luzcan la indumentaria regalada por firmas o la costeada por las propias Falleras Mayores de Valencia en los eventos menos protocolarios.

La intención de Junta es que el espolín y el segundo traje oficial que se entrega a las Falleras Mayores de Valencia tenga más protagonismo que hasta ahora, en detrimento de los trajes que reciben como obsequio de indumentaristas o los que pagan de su bolsillo.

En principio, serán diez los eventos de especial relevancia que ha marcado desde la cúpula de Junta en los que las Falleras Mayores de Valencia lleven obligatoriamente los trajes oficiales que regala el Ayuntamiento de Valencia. Entre ellos, se encuentran la exaltación, la Ofrenda, la inauguración de la Exposició del Ninot y la Crida.

El Secretario General de Junta Central Fallera, Pepe Martínez Tormo, ha explicado que “no se puede entender que los dos trajes que todos los valencianos -falleros y no falleros- regalamos a las máximas representantes de las Fallas no se luzcan más. El objetivo es normalizar el uso del espolín y el del siglo XVIII, para dignificar estos trajes y no porque les regalen trajes o se hagan unos ellas mismas pueden quedar los dos oficiales guardados en un cajón”.

Asimismo Martínez Tormo ha recordado que las Falleras Mayores de Valencia y las Cortes de Honor “son figuras públicas, representan a una institución y en ningún caso JCF ve positivamente que se use la banda para promocionar a una empresa”.

Traje de la dansà

Tampoco se podrán hacer un traje específico para la dansà. “Hace años para la dansà se usaba el segundo traje, lo que pasa es que luego empezaron a hacerse justillos y acabó derivando en un gasto más para ellas de un traje completo para sólo bailar 45 minutos”.