Compartir

La tarde del lunes 10 de julio tuvo lugar a las puertas del Museo Fallero de la ciudad de Valencia la entrega de los “Ninots indultats” que, por votación popular, fueron elegidos las pasadas Fallas para salvarse de las llamas del fuego.

Dos nuevas incorporaciones que se suman a la colección de arte efímero, que queda custodiada entre las paredes del Museo Fallero, para deleite de todos los visitantes y falleros que quieran disfrutar de la belleza y evolución de estas piezas únicas.

Las piezas pertenecen a las Fallas Duque de Gaeta-Pobla de Farnals y Almirante Cadarso-Conde Altea, y fueron realizadas por los artistas Joan Blanch y Manuel Algarra, respectivamente.

Al acto de entrega de los ninots asistieron las Falleras Mayores de Valencia 2017, sus respectivas Cortes de Honor, así como los máximos representantes de las comisiones afortunadas, y el otro gran protagonista de la tarde, el pintor Josep Borrell, autor del retrato de Raquel Alario, Fallera Mayor de Valencia 2017, que también entra a formar parte de la colección del Museo Fallero.