Compartir

Unos espectaculares finales de pólvora para celebrar las exaltaciones de Sara y Marina y sus Cortes de Honor

Como es tradición, después de cada una de las emocionantes celebraciones vividas en el Palau de la Música, nuestras máximas representantes disfrutaron de unos espectáculos pirotécnicos llenos de luz, color y sonido.

Disparados desde los Jardines del Turia, los castillos de fuegos artificiales han sido de corta duración pero con mucho dinamismo e intensidad. El sonido fue creciendo hasta llegar a la apoteosis final, que dibujará fachadas sobre el cielo valenciano, con fuegos secuenciados y carcasillas.

El vierness, noche de exaltación de Marina Civera Moreno y su Corte de Honor, el castillo estaba a cargo de la pirotécnica Reyes Martí.

Por su parte, el sábado, fue el momento de Sara Larrazábal Bernal y sus compañeras de Cort y el fuego vino de la mano de la pirotecnia Nadal-Martí, que iluminó el cielo para homenajear a nuestras máximas representatntes en una ocasión tan especial

Estos castillos han sido una muestra más de la maestría de la pólvora valenciana que ha hecho vibrar, tanto las vidrieras del Palau de la Música, como los sentimientos del mundo fallero, especialmente de Sara, Marina y sus compañeras, que celebraban con una enorme alegria, que ya son oficialmente las máximas representantes de falleros y valencianos.

Fotografies: Armando Romero