Así ha sido la segunda jornada de debate de la ADEF

En esta segunda jornada, con el título “Diseña y no fallas”, se ha debatido respecto a la importancia de la gráfica en la hora de definir la imagen de las comisiones de falla y del conjunto de la fiesta

0
107

Este martes 21 de diciembre, se ha llevado a cabo la segunda jornada de debate entre los expertos de la ADEF. Durante la misma, se ha hablado sobre el papel del diseño en las Fallas y se ha puesto de relieve la importancia de la gráfica en la hora de definir la imagen de las comisiones de falla y del conjunto de la fiesta, destacando el papel que tienen las instituciones en la hora de establecer referentes que impulsan los cambios.

El debate, celebrado en el Colegio Mayor Rector Peset de València, forma parte de las conversaciones Las Fallas, a la Nave, organizadas por la Asociación de Estudios Falleros (ADEF) y que este año tienen como lema “Quemando el diseño: las fallas, una fiesta abierta al diseño”, como acto previo a la capitalidad del diseño de 2022. No obstante, en esta segunda jornada, con el título “Diseña y no fallas”, se han reunido Miquel Platero (diseñador del estudio Yogur de Hueva y miembro de la Falla el Pañuelo de Sagunto), Dani Nebot (diseñador y autor de la imagen gráfica de las Fallas de 2019), Maria Navarro (profesora de proyectos en la Escuela de Arte y Superior de Diseño y miembro de la Falla Mestre Gozalbo de València) y Martín Forés (artista plástico e ilustrador).

Miquel Platero ha comentado el cambio de paradigma que supuso el cambio en la selección del cartel y la imagen gráfica de las Fallas en la ciudad de València, porque permitió introducir nuevas formas de comunicar la fiesta. Aun así, ha lamentado que en las otras ciudades que celebran la fiesta de las Fallas continúa todavía mucho de camino para recorrer en el sistema de contratación. Así, ha insistido que hay que dejar de banda los concursos populares y profesionalizar los jurados.

Por otro lado, el diseñador ha destacado que en el caso de los libretos hay un esfuerzo entre las comisiones de falla para mejorar la calidad de las publicaciones, una tendencia que ha ido generalizándose, con la contratación cada vuelta más de diseñadores y profesionales, pero que Platero considera que no se traslada a otros aspectos de la imagen gráfica, como por ejemplo los escudos o los cartelles de los cadalsos.

Por su parte, Dani Nebot ha destacado la grandeza de las fallas como asociación voluntaria, vecinal, de apoyo mutuo, que se junta para hacer cosas, y ha subrayado la importancia de la gráfica como un lenguaje universal, un medio para expresarse. Sobre esto, ha incidido en el hecho que la gráfica no solo es un mensaje, sino que también a través de la manera de comunicar se aboca la sensibilidad y talante del grupo que la genera en un momento histórico concreto.

Nebot ha reivindicado una gráfica plural y diversa, como autorretrato de los individuos que la generan, pero ha apuntado que el problema se da cuando la comunicación de un grupo particular y espontáneo como son las comisiones de fallas se quiere extrapolar para pasar a presentarse como las señales de identidad de una sociedad más grande y compleja. En relación con este punto, Nebot ha destacado el papel de las instituciones como responsables de asumir un papel ejemplar en el tratamiento de la gráfica de la fiesta e invertir los recursos necesarios.

En su intervención, María Navarro ha apuntado que del mundo del diseño no había una mirada hacia las Fallas, las cuales se consideraban una cosa ajena, pero destacó el cambio de paradigma que supuso el sistema de elección de la imagen gráfica de las Fallas en la ciudad de València y la campaña diseñada por Ibán Ramón en 2016. Para Navarro, el cambio de sensibilidad política en la manera de seleccionar el autor hizo cambiar la mirada del resto y que en las escuelas de diseño haya una nueva visión hacia las Fallas.

María Navarro ha destacado que este cambio de mirada ha ido precedido del trabajo llevado a cabo por las comisiones que han trabajado en la línea de las fallas experimentales, tanto en los cadalsos como en los libretos. Sobre esto, Navarro ha reflexionado sobre el hecho que en cada comisión hay un detonante o una necesidad que pone en marcha los cambios. Navarro ha apuntado que, además de la falla o el libreto, hay otros muchos elementos de la fiesta, como por ejemplo pergaminos o bandas, que también se tendrían que revisar porque también son importantes en la hora de mostrar la imagen de cada comisión de falla.

Finalmente, en su intervención, Martín Forés ha hablado de las Fallas como el movimiento asociativo más importante de la sociedad valenciana, que vertebra muchos aspectos relacionados con la cultura. Martín Forés ha incidido en la riqueza de la diversidad de la fiesta, que cuenta con aportaciones individuales interesantes en las comisiones de falla.
Para él, la evolución de las comisiones llevará a la mejora del diseño, una evolución que se tiene que llevar a cabo de manera natural y sin imposiciones. Aun así, Martín Forés también se ha mostrado crítico con los concursos, porque considera que en muchas ocasiones los jurados que forman parte no están a la altura.