Galiana propone celebrar el “Día de la Comunidad” con la participación de las fiestas de Valencia

0
180

El concejal Carlos Galiana propone celebrar la Entrada de Moros y Cristianos del próximo 9 de octubre a la Federación Valenciana de Moros y Cristianos. Mediante este acto, el edil priva al resto de colectivos y asociaciones que se han visto afectados es por el COVID-19 de participar en la celebración autonómica.

Sin miedo al futuro, Galiana desafía a los expertos que hablan de un posible rebrote de la epidemia durante el próximo mes de octubre. Mientras tanto, Galiana no ve de la misma perspectiva del tema y sostiene que las fiestas son importantes en la ciudad. Por eso, cree en la celebración del gran día de los enamorados valencianos. Sin embargo, el concejal se mantiene fiel a su cargo y actúa en contra de su compañera de partido de Comprimís, que ya había denegado todos los permisos de ocupación de vía pública en las calles para celebrar actos lúdicos y festivos hasta el próximo 31 de diciembre.

No obstante, la idea de la celebración de un gran desfile con todas las fiestas de la ciudad caerá en el olvido el próximo lunes tras la reunión entre el Ayuntamiento y las comparsas de la FVMyC -principales organizadores del acto-. En cambio, ya se ha realizado un sondeo para que participen las principales fiestas de Valencia en el desfile.

Por ello, el próximo 9 de octubre participarán las máximas representantes del mundo fallero junto a sus cortes de honor en la gran fiesta.

Además, también habrá una representación de la Semana Santa Marinera de Valencia, de la fiesta de San Vicente -con la participación de los Altares Vicentinos y de la Honorable Clavariesa-, de la festividad del corpus con sus danzas -la posibilidad de exhibir algún elemento de su amplio patrimonio histórico- y, por último, cerrar cómo viene siendo tradición en ese día con las comparsas de Moros y Cristianos.

Todo estaría en el marco de dos días festivos con la previa del 8 de octubre, mientras que en el día festivo se contaría con la colaboración de la Diputación de Valencia -como en años anteriores- para la realización del Castillo de fuegos artificiales.

Por otra parte, la fiesta de Moros y Cristianos –cuya celebración corría peligro un primer momento- tendrá que sacrificar todos los actos previos a la gran entrada a la ciudad, como la Presentación de sus capitanes, la Entrada Infantil al Cap i Casal, las Embajadas y el Alardo.

Tras la llegada de la fase tres, se puede ver ya luz al final del túnel gracias al trabajo incesante de los dirigentes festivos. Así pues, se deja entre abierta una esperanza a la celebración de actos festivos y, con ello, animar a la sociedad valenciana a participar en la calle de la ciudad y de sus tradiciones.

En estas fechas, el concejal también tiene previsto realizar la gran Dansà y la Cremà de la cabeza de la Meditadora y la Falla Infantil de los artistas Ceballos y Sanabria. Por ello, el 9 de octubre sería la fecha especial para celebrar estos actos siempre que el Ministerio y la Conselleria de Sanidad den el visto bueno.