Compartir

La noche del martes 15 de agosto, a las 00:00 horas, la Falla La Marjal de Puçol pondrá fin a las fiestas de la localidad con la cremà del Patot realizado, un año más, por el artista Mario Gual.

Las fiestas de la playa de Puçol, organizadas por la Asociación Cultural Falla la Marjal, transcurren según lo previsto. El mercado solidario, las discomóviles, las variedades, la música en directo, la cena popular… garantizando la diversión y entretenimiento entre todos los públicos.

El viernes fue el día grande, por la inauguración del concurrido mercado medieval, la plantà del Patot y la discomóvil, que concentró a los más jóvenes y se aseguró de que la noche quedara adornada por unos cuantos “bailoteos”.

El 12 de agosto, a las 23 horas, la discomóvil de la falla clausuraba la jornada en el parque principal de la playa; el 13, hubo una fiesta infantil a las 18:30 horas y una sesión de DJ a las 21 horas, también a su cargo.

El día 14, en la Plaça de la Rosa dels Vents, está programado el típico “sopar popular” donde se sorteará un jamón entre los asistentes. La noche acabará con baile y una discomóvil.

El 15 de agosto se llevará a cabo la cremà del Patot de la Falla La Marjal tras el espectáculo del Grupo Élite y la discomóvil.

Se trata del séptimo año en que el colectivo prepara su programación en la playa. La presidenta ha recalcado el papel que juegan estas fiestas en la actividad de esta zona del municipio y ha comentado que, con la ayuda de todo aquel que quiera colaborar, “nos gustaría recuperar en un futuro actividades como Moros y Cristianos, los pases de modelos en los que participaba la gente con su ropa o el día de los niños, en el que trajimos un programa de radio”.